¿Se puede comer huevo en el embarazo? (frito, crudo, poche y más)

Patricia Del Pardo
¿Se puede comer huevo en el embarazo? (frito, crudo, poche y más)

Comer huevos durante el embarazo está permitido, pero se debe tener cuidado de cocinarlos bien y mantenerlos frescos. Así que es necesario fijarse en la fecha de puesta, la fecha de caducidad y elegir huevos extrafrescos (9 días después de la fecha de puesta).

¿Es permitido comer huevos durante el embarazo?

Aunque tiene muchas virtudes dietéticas, todavía hay mujeres que se preguntan si pueden comer huevo durante el embarazo y en qué forma, blandos, cocidos, duros, etc.

Los huevos cubren buena parte de las necesidades nutricionales particulares de la madre durante el embarazo, así como las de su futuro bebé. Sin embargo, existen algunos riesgos que se deben tomar en cuenta, sobre todo porque este alimento puede contener algunas bacterias que deben evitarse en el embarazo.

¿Se puede comer huevos crudos durante el embarazo?

Los especialistas desaconsejan comer huevos crudos durante el embarazo. Los organismos de salud como la OMS y otros más, recomiendan a las mujeres embarazadas evitar el consumo de huevos crudos y ovoproductos crudos o poco cocidos como el mousse de chocolate casera y la mayonesa.

Una vez bien cocidos, los huevos no suponen ningún riesgo para el organismo, especialmente para las mujeres embarazadas, porque con seguridad todas las bacterias han sido eliminadas.

¿Cómo comer huevo en el embarazo?

Dependiendo de la forma de preparación, es recomendable o no, comer huevo en el embarazo, para poder asegurar su ingesta sin consecuencias que lamentar en el periodo de gestación. Por lo tanto, vamos a examinar el huevo en todas sus formas de cocción.

Huevos fritos 

Si deseas comer huevo frito y estás embarazada, asegúrate de que la yema esté espesa y firme, y que la clara esté sólida. Hay que cocerlo lo suficiente, para que la clara ya no quede traslúcida y para que se eliminen todas las bacterias.

Huevos duros

Los huevos duros durante el embarazo no representan ningún peligro para el bebé, si se cocinan durante al menos 10 minutos en agua hirviendo. Para asegurar que las bacterias se eliminen, la yema debe ser sólida. Así, las bacterias serán destruidas y podrás comer huevos duros con tranquilidad en tu embarazo.

Huevos cocidos

Los huevos cocidos se hierven durante solo 3 minutos como máximo: Se preparan de tal manera que no llegan a estar completamente cocidos. Esto quiere decir que el tiempo de cocción no es suficiente para destruir las bacterias que puedan causar daño al feto.

Por lo tanto, es mejor evitar los huevos cocidos en el embarazo, especialmente si la fuente no es confiable.

Huevos pochados

Los huevos pasados ​​o huevo escalfado es un método de cocción que consiste en romper el huevo en agua caliente (sin hervir). Generalmente, se come con la yema cruda aún, lo que significa que las bacterias que contiene aún podrían resistir.

Por lo tanto, no se recomienda comer huevos pasados ​​pochados en el embarazo.

Si deseas comer huevo poche en tu periodo de gestación, puedes hacerlo, pero en lugar de dejar la yema líquida, esperar un minuto más de cocción para garantizar que esté bien cocido y que las posibles bacterias ya no sobrevivan.

Huevo estrellado

El huevo estrellado, es también conocido como huevo frito. Tal como hemos mencionado, se recomienda un método de cocción más intenso si es para la ingesta de mujeres embarazadas.

Para asegurarte de que las bacterias mueran, intenta comer el huevo estrellado en el embarazo hasta que la clara ya no sea translúcida y la yema se vuelva firme.

Huevos revueltos

Puedes comer libremente huevos revueltos durante el embarazo. Pero asegúrate de que estén bien cocinados, es decir, que queden completamente secos, y no húmedos. De lo contrario, correrás el riesgo de perjudicar tu salud y la de tu bebé.

Huevo relleno

Si bien, tienes la posibilidad de cocinar el huevo correctamente durante la primera etapa de preparación de este plato, tendrás que usar mayonesa en la segunda.

Y, en este caso, la mayonesa está hecha de huevos crudos y aún puede contener bacterias. Por lo tanto, no se recomienda que las mujeres embarazadas coman un huevo relleno.

Huevos benedictinos

Los huevos benedictinos contienen todos los ingredientes necesarios para hacer un buen plato, como jamón, tocino y salsa holandesa. Solo que los huevos en este plato deben estar escalfados, es decir, no deben cocinarse demasiado tiempo. Por lo tanto, el huevo benedictino no es apto para consumir durante el embarazo.

Huevos en postres

Los huevos crudos se pueden servir de muchas maneras, ya sea como plato principal o como postre. Generalmente, cuando se trata de preparar postres, se deben usar los huevos crudos.

Por lo tanto, algunos postres hechos con huevo crudo pueden contener aún bacterias. Lo que quiere decir que las mujeres embarazadas deben evitar por completo los postres de huevo crudo, como el mousse de chocolate, por ejemplo.

Huevo en tortilla 

La tortilla preparada con huevo es recomendada para mujeres embarazadas. En este caso, se recomienda cocinar los huevos batidos el tiempo suficiente para que el conjunto esté firme al final de la cocción.

Huevos en gelatina 

Los huevos de gelatina se preparan a partir de huevos pasados ​​​​por agua. Es decir, el huevo no debe estar completamente cocido.

Por lo tanto, quienes consumen huevos en gelatina no son inmunes a la contaminación por bacterias dañinas para su salud, lo que quiere decir que se debe evitar comer huevo en gelatina durante el embarazo.

Huevo a la florentina 

Los huevos a la florentina se preparan en principio con huevos escalfados (huevos cocidos en agua hirviendo durante solo 3 minutos). Si la preparación se hace de forma tradicional, no se podrá consumir en el embarazo, pero si se prepara por más de tres minutos, es apropiado.

Huevos que moquean

Los huevos que moquean son huevos cocidos españoles. Durante su preparación, el huevo debe cocinarse brevemente en la sartén, para que la yema quede líquida.

Las mujeres embarazadas deben evitar este plato si los huevos utilizados no han sido pasteurizados, a riesgo de verse afectadas por las bacterias que contienen; y de todos modos estos huevos no están lo suficientemente cocidos para comer durante el embarazo.

Huevas de pescado

Las huevas de pescado, como el caviar y la tarama, se suelen comer crudas. Al igual que los huevos de gallina, si no se cocinan, pueden contener bacterias, lo que puede crear problemas de salud durante el resto del embarazo. Por lo tanto, no las huevas de pescado crudas no son aptas para ingerir por mujeres embarazadas.

¿Cuántos huevos se puede comer durante el embarazo?

Los especialistas recomiendan a las mujeres embarazadas ingerir un huevo diario y no exceder la cantidad para evitar exceso de calcio, ya que también la futura madre deberá completar este requerimiento nutricional con la ingesta de leche.

Sin embargo, al comer una sola unidad de diaria, es posible comer huevo todos los días durante el embarazo.

Beneficios de comer huevo en el embarazo

  • Las proteínas que aporta el huevo son completas y equilibradas, lo que permite aportar todos los aminoácidos necesarios para una excelente síntesis de los tejidos en formación del bebé.
  • El huevo también es rico en hierro y participa en la producción de glóbulos rojos así como en la oxigenación del cerebro del bebé.
  • Las vitaminas A y D que contiene el huevo ayudan a promover el crecimiento y la formación de huesos en el feto.
  • Al ser una excelente fuente de ácido fólico yodo, ingerir huevo durante el embarazo es necesario para el buen funcionamiento de su tiroides y para el desarrollo cerebral del feto.
  • El huevo es bajo en calorías y es una ventaja para no engordar mucho.

Por lo tanto, el huevo es un alimento que puedes comer durante tu embarazo sin ningún riesgo.

Podría interesarte: Dolor de vientre en las primeras semanas en el embarazo, ¿qué puede ser?, ¿Puedo estar embarazada y menstruar el primer mes? y Usos del jengibre en el embarazo.

Si bien está comprobado de que se puede comer huevo en el embarazo, es necesario asegurarte de que estén completamente cocidos. Por otra parte, la razón de evitar los huevos crudos o poco cocidos durante el periodo de gestación, es porque pueden transportar la bacteria salmonela, pero también la listeria, que son peligrosas para el bebé.

Cómo citar: Patricia Del Pardo, (s.f.). "¿Se puede comer huevo en el embarazo? (frito, crudo, poche y más)". En: Embarazobebes.com. Disponible en: https://www.embarazobebes.com/embarazo/comer-huevos Consultado: 2022-11-25 05:05:33.
¿Que te ha parecido el articulo?
Si deseas leer más artículos similares a “¿Se puede comer huevo en el embarazo? (frito, crudo, poche y más)”, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Salud y cuidados en el embarazo.