¿Se puede comer curry durante el embarazo?

María Morillas
¿Se puede comer curry durante el embarazo?

Se puede comer curry en el embarazo, es una de las preguntas que muchas madres se plantean. Esta especia exótica que integra tantos platos, no tiene una contraindicación en el embarazo. Sin embargo, hay que tener cuidado con las pequeñas molestias que podría ocasionar comerlo en exceso o si hay alguna causa subyacente en la futura madre.

Comer curry durante el embarazo: ¿Buena o mala idea?

¿Estás embarazada y eres fan de la comida picante como en curry? Conoce si es una buena o mala idea comer alimentos picantes o curry durante el embarazo.

Una buena nutrición durante el embarazo es crucial, en parte para proporcionar lo que necesita el bebé en crecimiento, pero también para mantener saludable a la madre. Con eso en mente, hay consejos para la dieta durante el embarazo.

Sin embargo, es muy fácil perderse y no entender bien lo que podrás comer durante el embarazo y caer rápidamente en el miedo a los alimentos desaconsejables y de riesgo. Una de ellas es saber si se puede comer curry durante el embarazo.

Comer curry no es dañino durante el embarazo

¿Se puede comer curry durante el embarazo? - Comer curry no es dañino durante el embarazo

El curry no es un condimento prohibido en el embarazo. De hecho, los alimentos picantes como el curry son seguros para comer durante el embarazo. Por lo que puedes seguir disfrutando de esta especia tan deliciosa en distintas recetas.

Sin embargo, si sufres de acidez estomacal, es mejor limitar la cantidad de curry. Los alimentos picantes pueden agravar la acidez estomacal, a la que las mujeres embarazadas son especialmente propensas.

Es posible que también hayas escuchado el mito que dice que comer un curry picante puede inducir el parto. Sin embargo, no hay evidencia científica sobre este tema.

Ingerir curry con moderación en el embarazo

El curry no es dañino para el niño durante el embarazo, pero no se debe abusar de él. De hecho, es una especia poderosa que puede provocar problemas digestivos y, por lo tanto, el consiguiente malestar para la madre.

De hecho, el curry puede resultar de varias combinaciones de especias y hierbas entre las que hay una mayor o menor concentración de guindilla, un pimiento picante. La cocina picante es muy poderosa para el sistema digestivo, de ahí que no sea recomendable el consumo de curry en grandes cantidades durante la gestación.

Por lo tanto, durante el embarazo, prefiere preparaciones a base de una mezcla ligera de curry y no utilices cantidades demasiado grandes. Ya que es un ingrediente que debe consumirse con moderación, especialmente si eres frágil del estómago.

¿Se puede comer cúrcuma durante el embarazo y la lactancia?

La cúrcuma es el ingrediente base del curry. Por lo tanto, al igual que el curry, no está prohibido comer cúrcuma durante el embarazo, siempre y cuando tu estado de salud te lo permita. La recomendación que más escucharás es la de mantener una dieta sana y variada durante los 9 meses de gestación.

Todos estos sabores adicionales y específicos como la cúrcuma y el curry en tu comida, le permitirán al bebé adquirir una experiencia gustativa más completa porque ya en tu barriga, el bebé es sensible a los sabores y olores. Se trata de que mantengas entonces el equilibrio y la dosis correcta.

¿Cómo consumir curry durante el embarazo?

El curry y la cúrcuma se pueden comer en platos fríos y calientes. Sin embargo, ten en cuenta que sus propiedades son más efectivas cuando la especia se calienta ligeramente. Si este condimento aún no forma parte de tus hábitos alimenticios, ya puedes empezar a añadirlo a tus platos, ¡pero cuidado con no abusar tampoco!

Se recomienda un máximo de una a dos cucharaditas por día, no más. Si consumes demasiado, los efectos deseados pueden, por el contrario, volverse dañinos y causar náuseas, distensión abdominal, flatulencia o incluso acidez estomacal.

No dudes en consultar a su médico o a tu naturópata en caso de duda y, en particular, si existen patologías particulares con el embarazo, tales como diabetes gestacional, problemas de coagulación de la sangre.

Beneficios de comer curry durante el embarazo

  • La cúrcuma y el curry permiten a las mujeres embarazadas reducir las náuseas matutinas muy frecuentes durante el primer trimestre del embarazo,
  • En cantidades moderadas, alivia la acidez estomacal que generalmente ocurre durante el tercer trimestre.
  • Sus propiedades antioxidantes pueden funcionar para prevenir infecciones y aumentar su inmunidad general.
  • Otro beneficio es la estimulación de la lactancia. La cúrcuma y el curry actuarían como una planta galactogénica sobre la producción de leche materna.

Podría interesarte: ¿Se puede comer curry durante el embarazo?, Yoga para embarazadas: ejercicios y beneficios y Ácido fólico en el embarazo.

No solo es seguro comer curry durante el embarazo, sino que además, al tener como base la cúrcuma, ofrece ciertos beneficios durante el periodo de gestación. Lo importante es mantener la moderación, ya que al tratarse de un alimento picante, puede intensificar ciertos síntomas propios del embarazo, como lo es la acidez estomacal.

¿Que te ha parecido el articulo?
Si deseas leer más artículos similares a “¿Se puede comer curry durante el embarazo?”, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Ejercicios y alimentación.